Blogia
ENTRE LÍNEAS

Un sueño constante

Diez años han sido un auténtico suspiro.

Así lo siento cuando a los ojos os miro.

El tiempo ha pasado como audaz ironía,

síntoma de que ha sido en inmejorable compañía.

 

Hemos ido abriendo diversas puertas,

vamos buscando diferentes metas,

pero descubrimos juntos que nada es como se esperaba,

todo es distinto a lo que cada uno imaginaba.

 

Cuando a veces dudo si elegí bien mi rumbo

y me siento tan frágil que ni en mi mismo confío,

unos instantes en mi cama me tumbo,

viajando por el mar de mis pensamientos en un grato desvarío.

 

Y ahí estamos otra vez todos, sonrientes y risueños.

Brindamos felices al son de la música de un tal Don Friolera.

Tomamos una copa de anís en una cafetería llena de sueños.

Compartimos el dulce sabor de una apetecible palmera.

Cruzamos miradas de complicidad sentados en una escalera.

Esbozamos nuestros futuros con nosotros como únicos dueños.

 

Reparo entonces en que no es necesario ni un plató ni un escenario,

ni llegar a ser un rostro conocido en este mundillo mercenario.

No es preciso expresar mis palabras micrófono mediante,

es suficiente con echar un vistazo a nuestro calendario

y recordar los grandes días compartidos, saboreando los que aún quedan por delante.

Una espontánea sonrisa se dibuja en mi semblante,

Porque con vosotros ahí, la realidad es un sueño constante. 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres